Congresos y jornadas

El frío, la crisis, el puente de la Constitución y el empleo…

Cecilia GregorioCecilia Gregorio
diciembre 1, 2010
COMENTARIOS

Stock.Xchng

Por lo visto 2010 quiere que nos acordemos de él, que tengamos un recuerdo para la posteridad, que no lo olvidemos tan fácilmente y se ha empeñado en pasar a la historia en uno de los años con una meteorología… como decirlo… ¿extrema? Empezamos el año en nevadas. Una detrás de otra durante el mes de enero y le siguieron las heladas y las densas nieblas. El verano fue uno de los más calurosos del siglo, y en algunos puntos del Sur de España se calificó como “extremadamente cálido” según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

A un paso de entrar en el invierno ya ha llegado la primera de las olas de frío tradicionales, tal vez como antesala de un 2011 previsiblemente mucho más frío. Según expertos de meteorología el año que viene nos tocará sufrir los caprichos de La Niña, una oscilación climática global que se caracteriza por sus temperaturas frías.

Para irnos acostumbrándonos parece que diciembre ha decidido empezar fuerte. En Europa ya están congelados e inmovilizados y eso sí que es difícil porque ellos están más preparados que los españoles y saben enfrentarse mejor a la nieve, el hielo y la niebla.

En Alemania las mínimas bajan de los -12 ºC, el aeropuerto de Francfurt, el de más tráfico aéreo de toda Europa, ha cancelado numerosos vuelos pero no ha llegado a cerrar, como ha ocurrido con el londinense de Gatwick. En Francia el 20% de los trenes de velocidad han tenido que quedarse en las estaciones y la mayoría de las carreteras comarcales del norte del país están bloqueadas por la nieve y el hielo. El lado más dramático del invierno ha llegado también a Polonia donde han muerto 11 indigentes por las bajísimas temperaturas nocturnas.

LEER MÁS